Demente

Es esa cosa sinuosa:
el laberinto y su fauno o su minotauro o
su monstruo con colmillos
Querer huir y no encontrar por dónde escapar
Querer salir y no vislumbrar hendija alguna
Más se mira menos se ve,pero las luces jamás se apagan, agotan titilando.
Agotan los relojes implacables y la soledad
que se prefiere
Agotan los otros y la falta de ellos.
Se agigantan recuerdos que también
agotan cansan desesperan
Obstina el futuro como puzzle maldito,
se desea la muerte
se busca la vida.
Se habla con muertos, se evitan los vivos.
Se contradice todo y no se tolera nada
De qué manera se puede ver el sufrimiento de alguien que está sufriendo sin ser visible?
Esos cables malditos que te llenan de pánico
ni quieres poder mostrar porque estar demente
es un agujero negro del que no se sale jamás,
se mitiga o se alivia,
pero el agujero de gusano es hondo
no tiene forma de iluminarse,
te pertenece
y no hay manera de que te entienda nunca
alguien que jamás haya pasado
por esta vida sin atreverse a cruzarlo.

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s